La Fórmula Definitiva Del Triunfo

Actualizado: 10 de oct de 2019





Quienes han alcanzado la excelencia siguen un camino coherente hacia el éxito: Llamada la fórmula definitiva del triunfo.


En dicha fórmula, el primer factor estriba en saber exactamente cuál ha de ser el resultado, o sea definir con precisión lo que uno quiere conseguir.


Debemos tener lo más claro posible lo que queremos conseguir, con ello, podemos organizar correctamente un plan que busque obtener los resultados que deseamos a cualquier costo.


El segundo factor consiste en pasar a la acción, ya que de lo contrario los deseos quedarían para siempre en la esfera de los sueños. Hay que emprender acciones del tipo que tenga más probabilidad de producir los resultados que uno desea.


Poner manos a la obra cuando contamos con el plan para obtener el resultado deseado es fundamental para lograr nuestros objetivos, es necesario ejecutar cada paso de nuestro plan con pasión, coraje, y entrega, para obtener los mayores beneficios posibles.


Ello no ocurrirá infaliblemente, de manera que el tercer factor estriba en desarrollar la agudeza sensorial que se necesita para distinguir qué clase de reacciones y resultados obtenemos como consecuencia de nuestras acciones, y en observar cuanto antes si estamos en el camino correcto o nos desviamos por defecto o por exceso.


Es preciso conocer adonde nos llevan nuestros actos, bien se trate de una conversación o de los hábitos cotidianos de nuestra vida. Si lo que obtenemos no es lo que esperábamos, hay que anotar los resultados producidos por nuestras acciones a fin de que todas las experiencias nos sirvan de enseñanza.


Con lo cual pasamos al cuarto factor, que estriba en desarrollar la flexibilidad imprescindible para modificar el rumbo de nuestra conducta hasta conseguir lo que queremos. La observación del comportamiento de quienes destacan nos dice que ésos son los pasos que ellos han seguido:


Empezaron con una meta, blanco u objetivo, puesto que no es posible acertar cuando uno no sabe adonde apunta. Luego, emprendieron la acción, porque no basta sólo con el saber.


Poseyeron la cualidad de leer en los demás, para descubrir qué reacciones suscitaban. Y supieron adaptarse corregirse a sí mismos, modificar su comportamiento hasta cosechar el fruto de su trabajo.


Así que, qué esperas para ponerla en práctica:


1. Domina ese conocimiento especializado que consiste en saber lo que uno quiere.


2. Pasa a la acción, y muestra la agudeza de percepción necesaria para saber qué resultados estás obteniendo, es decir si tu actuación te acercaba a la meta o te alejaba de ella.


3. Ten la flexibilidad para cambiar tu comportamiento hasta obtener lo que deseas.


4. Cambia tu actitud las veces que sea necesario para obtener resultados diferentes, recuerda, cada etapa de tu vida requiere a un TÚ diferente.





#SuperaciónPersonal #Habitos #MentalidadGanadora #MentorDeLíderes

4 vistas

Mentor de Líderes

ADQUIERE UN E-BOOK 

GRATIS AL 

SUSCRIBIRTE